Hana Karim

Primero diseñadora de joyas durante diez años, la eslovena Hana Karim luego utilizó su talento artístico para hacer cerámica. Transpuso los gestos aprendidos para las joyas e inscribió de esta manera una identidad muy reconocible en sus creaciones. Su marca homónima es un espejo de su inspiración, su gusto por los materiales, los colores brillantes, la técnica y un diseño original propio. Hana Karim impregna su trabajo con lo que sus padres le enseñaron, la personalidad creativa de su madre, los orígenes kurdos e iraquíes de su padre, y destila la emoción de su infancia a través de las formas y colores de sus recuerdos. Apasionada por su trabajo, transmite sus conocimientos durante los talleres organizados en su estudio, varias veces al mes. De la nostalgia a la creación, solo hay un paso.

Hana Karim